domingo, octubre 22, 2006

POR UNA VEZ NO IMPROVISAMOS

El Juez de Lomas de Zamora, Dr. Raúl Calvente, al impedir a Racing ejercer el derecho de admisión respecto de los barrabravas de Boca, omitió en su resolución varias cuestiones importantes. Por ejemplo:
  • No fijó a qué hora debía pasar a buscar por su casa a Rafael Di Zeo, la limusina que habría de trasladarlo al estadio de la Academia.
  • Pese a que estaba pronosticada una alta temperatura para esa jornada dominguera, omitió señalar que el vehículo debía estar equipado con aire acondicionado.
  • No determinó en qué platea se ubicaría Di Zeo, si en la que da el sol o la de la sombra.
  • No decretó la provisión sin cargo al citado ciudadano del tradicional refrigerio (pancho y Coca) con que paliar la languidez del entretiempo.
  • No estableció cuánto tiempo se podía quedar en el estadio una vez terminado el encuentro.
Ante tanta incertidumbre, el Ministro de Seguridad bonaerense hizo lo más atinado: se negó a brindar el servicio de seguridad mediante la policía provincial (que, dicho sea de paso, culminaría así una semana tranquila, ya que tampoco debió concurrir a San Vicente).

Ergo, don Julio olvidó prudentemente su mítico apotegma ("todo pasa") y suspendió el partido.

Por una vez, no actuamos como improvisados.

(en coautoría con Guillermo Alvarez Sagarra)

1 comentario:

José Luis Baragiola dijo...

La actitud adoptada por todos los involucrados en asumir la responsabilidad, tan simple, de aplicar las normas vigentes, como lo es por ejemplo la de APLICAR EL DERECHO DE ADMISIÓN, da fundamento para afirmar que seremos un pueblo marginal hasta el día de juicio final.
Lo que tenemos asegurado es que como vivimos al margen de las leyes EL JUICIO FINAL NO HABRÁ QUIÉN LO APLIQUE y si hay alguno, NO LE DAREMOS BOLA.
Sin en los boliches bailables el derecho de admisión se aplica sin preguntar siquiera el prontuario (recordar al ex intendente Grosso cuando clamaba por que lo apoyaran por sus virtudes y no por su prontuario) no deberíamos enfurecernos por si se lo pretende aplicar en cualquier otro evento, sea éste deportivo o no.
Si damos ua mirada a la semana pasada los muchachos de la UOCRA querían aplicar el derecho de admisión al escenario a los chicos de Moyano.
Uno de los miembros del Comité de Seguridad afirmó muy suelto de cuerpo anoche que ¨Nosotros resolvimos el problema de los barra bravas de Racing le dimos VEINTE PESOS a cada uno de los miembros de las dos barras más importantes y quedo todo tranquilo¨
Si quién administra la seguridad coimea a las barras para que los dejen tranquilos no nos podemos imaginar todo lo demás.... O Si!!!!